© horusmedia.de Ulrich Arndt
Alternative
Heilmittel
Alchemie &
Paracelsus-
Medizin
Diagnose &
Medizin-
Forschung
Ganzheitliche
Therapien
Selbsthilfe
& Ernährung
Spiritualität
& Wissenschaft
Urwissen
wiederentdeckt
Ganzheitlich
Denken &
Handeln
Freizeit, Kunst
& Reisen

LA ALQUIMIA Y LA MEDICINA PARACÉLSICA

“Como es arriba es abajo.” - El Proceso de Producción de los Arcana Superiore y su Poder de Cambiar “Como es arriba es abajo.” - El Proceso de Producción de los Arcana Superiore y su Poder de Cambiar Serie Alquimia Parte II
Aparecido en la Revista „Paracelso“  Número Agosto 2004 (Pagina 10-14)

Deutsch Deutsch English English

“Como es arriba es abajo.” - El Proceso de Producción de los Arcana Superiore y su Poder de Cambiar

Los elixires de vida de Paracelsus, sus grandes remedios de metales y gemas contienen poderes de curación del cuerpo, espíritu y alma de una sustancia. Extraer estos poderes de curación por separado es el gran arte de la alquimia superior. La aplicación de estos Arcana superiores también libera al mismo tiempo impulsos sanadores en el cuerpo, el espíritu y el alma del ser humano.

Ulrich Arndt

“Como es arriba es abajo”, la alegoría familiar de la tabla esmeralda, la “Tabula smaragdina” de Hermes Trismegisto a menudo es citada en el esoterismo moderno y más allé de él. Sólo unos pocos saben lo que en realidad significa. Sorprende a la mayoría que la mayor parte del texto de la tabla esmeralda explica los principios básicos del trabajo de laboratorio de la alquimia. Describe cómo todo adquiere existencia con la ayuda de los cuatro elementos y cómo los elementos participan en el trabajo de laboratorio, dividiendo lo más grande y limpiando lo pequeño a través de la destilación y la circulación. Además la tabla esmeralda contiene incluso la pauta de la transformación de la materia, de la transmutación legendaria y del “poder de los poderes que prevalecen por encima de lo delicado y penetran en lo denso”. Ése es el “gran trabajo” de la alquimia. Según la tabla esmeralda, todo esto se puede hacer en el laboratorio “en el mundo pequeño de acuerdo al modelo del mundo grande”. Y estas descripciones son al mismo tiempo una pauta de los procesos de transformación interna del ser humano, puesto que éste es un mundo en pequeño. Debido a su purificación y aumento de “destilación”, curación y lucidez interiores, “como es arriba es abajo”.
Cualquiera que estudie el trabajo de los grandes médicos alquimistas como Paracelso y profundice en la ciencia de la alquimia referente a la transformación y purificación de la materia en los remedios y en la ciencia de su aplicación curativa, se encuentra con los tres principios fundamentales de la sal, el azufre y el mercurio, que se simplifica en la triplicidad de cuerpo (Sal, la sal, lo denso), alma (Sulphur, el sulfuro, el azufre, lo móvil) y espíritu (Mercurius, el mercurio, lo que conecta). Todo lleva en sí esta triplicidad: los metales, gemas y plantas así como el ser humano, los animales e incluso los planetas y las estrellas. Cualquier cosa que se tenga que transformar, es decir, que tenga que purificarse y hacerse “traslúcida” y de ese modo curarse y recibir una vibración más elevada, entonces la triplicidad de “cuerpo, espíritu y alma”, tiene que partirse, purificarse y unir de nuevo. Esta nueva unidad se “afina” en una energía de nivel muy superior en el laboratorio con la circulación de sustancias completas en recipientes cerrados bajo condiciones muy específicas y constelaciones de planetas; con hombres con un tipo de vida diario cambiado asistiendo al cuerpo sano purificado, al alma clarificada y al espíritu nuevamente alineado.
El alquimista necesita determinadas sustancias para disolver las “viejas combinaciones”, o también llamadas “Fuegos Secretos” en el trabajo de laboratorio. Con la ayuda de estos solventes incluso las sustancias más duras como los metales y gemas pueden separarse en sales (= cuerpo), aceites (= alma) y alcohol respectivamente, en sustancias solubles en alcohol (espíritu). Es un misterio para la química y la física comunes que se pueda extraer aceite de una gema o de un metal. Tan misteriosos son los “Fuegos Secretos” que no son ni un ácido fuerte ni una base, pero pueden transformar en líquido las sustancias más duras. Qué son estos solventes y cómo se producen es uno de los grandes secretos de la alquímia. Pero es la condición previa de cualquier trabajo en la “alta alquimia” como el tratamiento de metales y gemas y la producción de remedios superiores de alquimia, los llamados ‘Arcana Superiores’.

Fuegos Secretos Dos de los “Fuegos Secretos” (rojizo de forma densa y fluida, y polvo azulado), el solvente universal de la alquimia. Con ayuda de ellos se puede disolver incluso los metales y las gemas más duras como el diamante.

Poco antes del final del milenio, los dos alquimistas alemanes Achim Stockhardt y Daniel Hornfisher lograron –tal vez por primera vez en 500 años– en redescubrir y producir todos estos “Fuegos Secretos”. Les había costado más de 25 años de investigación y estudios de laboratorio de los escritos antiguos para llegar a ello. Hay siete “Fuegos Secretos”, coronados por un octavo “Fuego”. También llamados “nuestro fuego”, “fuego de sal”, “sal ardiente”, “fuego oculto”, “el fuego mágico”, “el fuego contra la naturaleza”, “la vara de serpiente de Hermes que obtiene agua de la roca seca”. Éstos tienen una cosa en común: Durante el complicado proceso de producción, dos sustancias conectan en el llamado “matrimonio químico” y nace una sustancia nueva con la cooperación de otros medios: el niño, el “hermafrodita”, con los poderes de su material original por un lado, mostrando además características completamente nuevas, por otro lado.
Solamente estos solventes permiten la completa separación y extracción de sal, sulfuro y mercurio. Cualquier sustancia, como metales, gemas, minerales y plantas, se puede transformar de hecho en un remedio superior sólo de esta manera. Para otros procesos de producción como la homeopatía y el método de las flores de Bach, la información espiritual (mercurius) de una sustancia se obtiene en primer lugar como remedio; para las extracciones alcohólicas, como también las medicinas de plantas, se obtienen parcialmente los poderes de la sal y algunos poderes del sulfuro, sin estar aúnj purificados de su veneno y sin potencia energética. No siempre se pueden extraer con ayuda de estos métodos los tres poderes curativos de una sustancia, es decir: la curación del cuerpo, del espíritu y del alma. Particularmente el poder curativo del alma –en la que se concentra la mayor parte del poder curativo– se pierde con el uso de otros métodos de producción.
Incluso con la ayuda de los solventes secretos, la producción alquímica es un proceso difícil y tedioso. Para la extracción alquímica de la esencia de una gema por ejemplo, las gemas se sumergen primero en uno de los siete “Fuegos Secretos”. “El mercurio de los cristales” madura de este modo durante varias semanas a la luz del sol y de la luna y en consideración de ciertas constelaciones planetarias. Los recipientes se tienen que remover rítmicamente dos veces cada día. Debido al “Fuego Secreto”, el mercurio, que da la forma y la información curativa de las gemas, se disuelve durante este proceso. Por otra parte se extrae la parte masculina del sulfuro, el “sulfuro del mercurio”. Uno de los más elevados secretos alquímicos es que existen dos tipos diferentes de sulfuro: uno masculino y otro femenino, que se comparan con la parte masculina y femenina del alma humana, lo que C.G. Jung llamó ‘anima’ y ‘animus’. Estos dos tipos de sulfuro deben estar presentes en los remedios superiores.
El elemento femenino del principio sulfúrico se extrae en el siguiente proceso tedioso del fuego y la consiguiente disolución de la gema. Con ello el sulfuro primero se “purifica”. La gema se templa repetidamente y acto seguido se sumerge en un baño de agua hasta que pierde por completo su color: La expresión visible del sulfúrico. Según la ciencia alquímica, se vuelve a su proceso de formación hasta que su materia mineral alcanza el “estatus nascendi”, que es el momento en que el material puro y las energías se unen para hacer que nazca la gema.
Después, una parte de la gema se templa aún más, fundiéndola hasta convertirse en cenizas. Esta última se lava con agua repetidas veces y quedan enjuagadas las sales. El disolvente se evapora repetidamente, purificándose y refinándose una y otra vez hasta que el cuerpo de la sustancia se convierte en el principio puro salino. Sólo ahora representa el “corpus” de la esencia final de la gema, que es su marco mineral.
La otra parte de la gema ya templada se trasforma en polvo. Esta última se mezcla con un agua especial, llamada agua de mercurio, y se destila varias veces. Paulatinamente se va formando en el fondo del recipiente un fluido aceitoso y el polvo de gema se disuelve por completo. Asombrosamente, este aceite tiene el mismo brillo de color que tenía la gema antes de ser procesada –y esto aun cuando la piedra se quemó hasta quedar sin color–. Un rubí en polvo sin color se convierte así en aceite rojo de nuevo. Para un alquimista, una tal mutación es la expresión visible de una feliz transformación del material original en el aceite secreto de la gema. Este aceite corresponde al sulfuro femenino del cristal.
Como último paso, los ingredientes individuales, es decir, el aceite, la ceniza y el alcohol de la preparación, o el mercurio, la sal y los dos sulfuros respectivamente, se unen en diferentes pasos. También hay que tener en consideración circunstancias energéticas importantes, todas ellas tienen que circular varias veces y se tienen que renovar a la luz del sol, de la luna, de los planetas y de las estrellas. Sólo se genera una nueva esencia alquímica de gema cuando tienen éxito todos los pasos de estos tres estados y ciertos procesos de varios meses de duración. La esencia de la gema particular que contiene el poder de curar el cuerpo, el espíritu y el alma, es capaz de armonizar asimismo estos tres niveles en el ser humano: el cuerpo, el espíritu y el alma. Y así como la piedra se purifica y transforma para convertirse en un gran remedio alquímico, también la esencia preparada de la gema puede purificar y transformar al ser humano.

Mercurius philosophicus Cuando el solvente especial para metal producido con ayuda de los “Fuegos Secretos”, el también llamado “Mercurius philosophicus” se rocía con el oro preparado, inmediatamente se extrae del oro el color y al mismo tiempo su poder curativo.

 

De manera similar, la producción de elixires sanadores se hace con metales, por ejemplo el legendario “oro bebible del alquimista”, conocido en la Edad Media como remedio universal, el “Aurum potabile” hecho de oro. (Ver el artículo en el último número: “Redescubiertos: Los Elixires de Vida de Paracelso”). Con la ayuda de los “Fuegos Secretos”, se extrae primero el llamado “Mercurius philosophicus”, una alternativa a estos solventes. Se rocía con él el “artísticamente preparado” oro y éste pierde su color de manera inexplicable. Al final cede sus propiedades al solvente. El gran cuerpo de metal mantiene un color blanquecino que recuerda al talco. No se puede reducir químicamente a oro metálico, un hecho que la ciencia actual no puede explicar. “El rey (oro) ha sido privado de su alma” con su color, según la terminología alquímica. No obstante, en él, la potencia y el remedio, el “Arcanum” del oro, está presente. El cuerpo externo, el resto de materia es sólo un obstáculo para el desarrollo. Los grandes alquimistas como Paracelso y Basilius Valentinus, por ejemplo, enfatizan esto una y otra vez en sus obras.
El extracto metálico obtenido por este método es dulce como el azúcar y de olor balsámico después de todo el proceso. No tiene nada en común con ningún coloide de metal, en el que el cuerpo denso queda delicadamente preparado. Tan sólo un poco se puede comparar con la acetona u otros extractos de los que ninguno es capaz de dejar libres o extraer los principios unidos a modo de cuerpo y alma. Después de este paso, que es el más importante, también se necesitan varias semanas de procesos para poder obtener la esencia curativa final.
Los grandes médicos alquimistas como Paracelso han reconocido en su actividad de curación que muchas actividades sólo se pueden curar para siempre con estos elixires especiales. Esto se debe a que pueden disolver la causa de la dolencia simultáneamente en los tres niveles de la persona: cuerpo, espíritu y alma. El cuerpo se fortalece y se activa el proceso de autocuración. El alma se purifica y aligera, y el espíritu se libera, se eleva y se puede volver a orientar.

Se prepara cobre para el también llamado “León verde” (un polvo y fluido de cerceta) y se transforma durante la destilación en un fluido rojo dorado oscuro. El cambio de color, muy claramente descrito por los antiguos alquimistas como Isaacus Hollandus, muestra la transformación con éxito del cobre en un remedio superior: La esencia de cobre como Arcanum superior. León verde
Arcanum superior

Quien quiera ir más allá de la disminución de sus problemas y quiera lograr una purificación fundamental del cuerpo, espíritu y alma, experimentará un proceso de introspección profundo e interno similar al que experimentaron los metales y las gemas, pasando por el procesamiento de sus esencias: “como es arriba es abajo”. La persona no sólo se enfrenta a los endurecimientos del cuerpo, es decir, la sal, sino también a la cristalización del espíritu y del alma. Tieenen que ser revisados y desprendidos, suponiendo que no se los pueda elevar a otro nivel más alto. Las emociones, el sulfuro, son liberados, purificados, y las partes femenina y masculina del alma se vuelven a conectar de nuevo. Y posiblemente no sólo tenga que tener lugar un nuevo alineamiento completo espiritualmente, sino que en primer lugar se tienen que armonizar el pensamiento, el sentimiento y la forma de actuar.
De acuerdo a las enseñanzas alquímicas, el camino interno es también triple en sus estadios de Nigredo (= negrura, enfermedad, nivel más bajo de vibración), Albedo (= blancura) y Rubedo (= rojez, nivel más alto de vibración). Estos estadios fueron denominados según los colores que abarca la materia paso por paso durante la transformación del gran trabajo (también llamado “cola de pavo real”). La transformación interna con el apoyo de las esencias de los Arcana superiores, la Alquimia superior según Paracelso, es también el gran trabajo dentro del ser humano.

Referencias:
Ulrich Arndt: Schaetze der Alchemie: Edelstein–Essenzen (Tesoros de la Alquimia: Esencias de las Piedras Preciosas) y
Schätze der Alchemie: Metall-Essenzen (Tesoros de la Alquimia: Esencias de los Metales), ambos publicados por la editorial Hans-Nietsch, Freiburg, Alemania.
Información sobre el experimento (sólo en alemán): www.life-testinstitut.de y www.edelstein-essenzen.de

Bildquellen: ©Achim Stockhardt

---------------- Anzeige ----------------
Bezug der Bücher „Edelstein-Essenzen“ und „Metall-Essenzen“ im Buchhandel
Bezug alchemistische Rubedo-Essenzen im Esoterikfachhandel.
Weitere Infos und Bezugsquellen bei:
allesgesunde
Otto-Raupp-Str. 5
79312 Emmendingen
Tel: 07641/9356-98
Fax: 07641/9356-99
E-mail: info@allesgesunde.de
Internetshop: www.allesgesunde.de

Für weitere Informationen beachten Sie auch die Partnerlinks

© horusmedia.de Ulrich Arndt

Bitte beachten Sie: Die Informationen dieses webs sind journalistische Aufbereitungen des jeweiligen Themas und ersetzen keine medizinische Beratung. Bei gesundheitlichen Problemen und Erkrankungen suchen Sie bitte zuerst einen Arzt oder Heilpraktiker auf.
Ausdrücklich sei zudem darauf hingewiesen, dass in Artikeln eventuell beschriebene Methoden, Therapien, Hilfsmittel und Nahrungsergänzungen lediglich Hinweise und Verfahren einer alternativen, esoterischen oder traditionellen Erfahrungs-Heilkunde darstellen und keine Heilmittel und anerkannte Therapieformen im Sinne der heutigen Schulmedizin sind.

upSeitenanfang up
| Home |Impressum | Links | Bücher & Seminare | Suche |
| Heilmittel | Alchemie | Diagnose | Therapien | Selbsthilfe & Ernährung | Spiritualität & Wissenschaft | Urwissen | Denken & Handeln | Freizeit |

© horusmedia.de Ulrich Arndt

Rechtliche Hinweise

Bitte beachten Sie:
Die Informationen dieses webs sind journalistische Aufbereitungen des jeweiligen Themas und ersetzen keine medizinische Beratung. Bei gesundheitlichen Problemen und Erkrankungen suchen Sie bitte zuerst einen Arzt oder Heilpraktiker auf.
Ausdrücklich sei zudem darauf hingewiesen, dass in Artikeln eventuell beschriebene Methoden, Therapien, Hilfsmittel und Nahrungsergänzungen lediglich Hinweise und Verfahren einer alternativen, esoterischen oder traditionellen Erfahrungs-Heilkunde darstellen und keine Heilmittel und anerkannte Therapieformen im Sinne der heutigen Schulmedizin sind.

copyright - Urheberrecht
Rechtliche Hinweise
Die Urheberrechte sämtlicher Texte liegen, sofern nicht ausdrücklich anders gekennzeichnet, bei Ulrich Arndt (im Folgenden der Autor genannt).
Inhalte dürfen nur zu Informationszwecken und nicht zum Verkauf oder zur Verbreitung zu gewerblichen oder politischen Zwecken verwendet werden. Kein Artikel, kein Auszug aus einem der Texte, keine Grafik oder Bild dürfen ohne schriftliche Zustimmung des Autors in irgendeiner Weise vervielfältigt, verbreitet oder öffentlich wiedergegeben werden. Ohne schriftliche Einwilligung des Autors dürfen die Datenbank oder Teile von ihr auch nicht in von Datenverarbeitungsanlagen verwendbare Sprachen übertragen oder übersetzt werden und dauerhaft gespeichert. Ausgenommen hiervon sind nur Vervielfältigungen, die technisch zum Zwecke des Einblicks in die Datenbank unumgänglich sind und nur vorübergehend vorgenommen werden.
Die Urheberrechte an Bildern und Grafiken liegen manchmal beim Autor, manchmal bei den Zeitschriften, in denen die Artikel erschienen sind, oder bei Dritten. Jegliche Nutzung bedarf der schriftlichen Zustimmung des jeweiligen Rechteinhabers.
Der Autor behält es sich ausdrücklich vor, Teile der Seiten oder das gesamte Angebot ohne gesonderte Ankündigung zu verändern, zu ergänzen, zu löschen oder die Veröffentlichung zeitweise oder endgültig einzustellen.

Markenrecht
Alle in Artikeln eventuell erwähnten Marken- und Warenzeichen unterliegen uneingeschränkt den Bestimmungen des jeweils gültigen Kennzeichenrechts und den Besitzrechten der jeweiligen Eigentümer. Verwendungen bedürfen der schriftlichen Zustimmung des Marken- und Rechteinhabers.

Links
Einige Seiten dieser Website enthalten Links zu externen Websites. Diese Links ermöglichen Ihnen den Zugang zu weiteren Informationen bestimmter Themen. Trotz sorgfältiger inhaltlicher Kontrolle zum Zeitpunkt der Verlinkung übernimmt der Autor keine Verantwortung und Haftung für die Inhalte externer Links. Für den Inhalt der verlinkten Seiten sind ausschließlich deren Betreiber verantwortlich.

Haftungsausschluss
Der Autor hat die Informationen der Artikel nach seinem Stand des Wissens zum Zeitpunkt der Entstehung des Artikels und mit journalistischen Sorgfalt erstellt. Sollten sich dennoch unvollständige, fehlerhafte oder illegale Informationen eingeschlichen haben, so bittet der Autor um Entschuldigung, übernimmt aber keinerlei Haftung. Mit den Artikeln dieser Website sind keine Angaben und keine Gewähr zur Eignung der darin enthaltenen Informationen für einen bestimmten Zweck verbunden. So übernimmt der Autor keine Gewährleistung und Haftung im Zusammenhang mit jeglicher Nutzung der Informationen auf dieser Homepage, und in keinem Fall kann er haftbar gemacht werden für besondere oder indirekte Schäden, Folgeschäden, entgangenem Gewinn oder sonstige Handlungen, die aus Nutzung der Informationen resultieren.
Sofern Teile oder einzelne Formulierungen dieses Textes der geltenden Rechtslage nicht mehr oder nicht mehr vollständig entsprechen sollten, bleiben die übrigen Teile des Dokuments in ihrem Inhalt und ihrer Gültigkeit davon unberührt.